Noticias variadas sobre los casos más impactantes y curiosos del mundo.  
Amigos en línea:
ULTIMA HORA OVNIS
OVNI - UFO .. Avistamiento OVNI en Buzios Brasil.

POST MÁS RECIENTES
Mostrando entradas con la etiqueta marte. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta marte. Mostrar todas las entradas

16 nov. 2019

Detectan exceso de oxígeno en Marte

 Una de las espectaculares imágenes del Curiosity de la superficie de Marte - NASA/JPL

¿Qué (o quién) está produciendo un exceso de oxígeno en Marte?
 
Los científicos, desconcertados ante el aumento, cada verano, de la cantidad de oxígeno atmosférico hasta en un 30% sin que exista un proceso químico conocido que lo explique

Por primera vez en la historia de la exploración espacial, un equipo de científicos ha conseguido medir los cambios estacionales de los gases que impregnan el aire justo sobre el cráter Gale, en Marte, el lugar que el rover Curiosity lleva explorando desde agosto de 2012. Durante el análisis, los investigadores se encontraron con algo desconcertante: el oxígeno, el gas que la mayor parte de las criaturas terrestres usan para respirar, se está comportando de una forma que resulta imposible de explicar a través de ningún proceso químico conocido. El desconcertante hallazgo se acaba de publicar en el Journal of Geophysical Research: Planets.

Durante los últimos tres años marcianos (que equivalen a casi seis años terrestres) el laboratorio de química portátil SAM (Sample Analysis at Mars) ha estado «inhalando» el aire del cráter Gale y analizando su composición. Y los resultados del instrumento del Curiosity han permitido hacerse una idea precisa de la composición de la atmósfera marciana sobre la superficie del cráter: 95% de dióxido de carbono (CO2), 2,6% de nitrógeno molecular (N2), 1,9% de argón (Ar), 0,6% de oxígeno molecular (O2) y 0,6% de dióxido de carbono (CO). Los datos también revelaron cómo las moléculas de esos gases se mezclan y circulan en el aire a lo largo de todo el año.

Un aumento «alucinante»
En Marte, los cambios estacionales se producen cuando el CO2 se congela sobre los polos en invierno, bajando así la presión del aire en todo el planeta y causando su redistribución. Al contrario, cuando el CO2 se evapora durante la primavera y el verano, se mezcla con el aire y su presión aumenta.

En este entorno, los investigadores descubrieron que el nitrógeno y el argón siguen un patrón estacional predecible, aumentando y disminuyendo su concentración en el cráter Gale durante las diversas estaciones y en función a la cantidad de CO2 presente en cada momento. Pero el comportamiento del oxígeno fue completamente distinto.

                                    Imagen de Marte de polo a polo - ESA / DLR
En principio, los investigadores esperaban que el oxígeno hiciera lo mismo que el nitrógeno y el argón, pero se encontraron con algo que no esperaban en absoluto: durante la primavera y el verano, la cantidad de oxígeno aumentaba hasta en un 30%, para volver después a caer, en otoño, a los niveles pronosticados por la química conocida. El patrón se repetía cada primavera, aunque de un año a otro la cantidad de oxígeno agregado a la atmósfera variaba. La única conclusión posible es que «algo» está produciendo ese oxígeno extra durante los meses cálidos. «La primera vez que vimos esto –afirma Sushil Atreya, de la Universidad de Michigan y coautor del estudio– fue alucinante».

Una fuente química
Tan pronto como los científicos descubrieron el enigma del oxígeno, los expertos se pusieron manos a la obra para tratar de explicarlo. Lo primero que hicieron fue verificar, por duplicado y triplicado, la precisión del instrumento SAM, que fue el que midió los gases. Pero todo funcionaba a la perfección. Después, consideraron la posibilidad de que las moléculas de CO2 o de agua (H2O), pudieran ser las responsables de la liberación del exceso de oxígeno, al descomponerse en la atmósfera. Pero resulta que se necesitaría una cantidad de agua cinco veces superior a la que hay en la atmósfera marciana para producir la cantidad de oxígeno detectada y, además, el CO2 se descompone demasiado lentamente como para producir todo el oxígeno detectado todos los años.

Pero si el aumento veraniego del oxígeno es un misterio, tampoco su disminución invernal está clara. Para tratar de explicarla, los investigadores consideraron la posibilidad de que la radiación solar estuviera descomponiendo, en los meses fríos, las moléculas de oxígeno atmosféricas, que se perderían así en el espacio. Pero pronto llegaron a la conclusión de que ese proceso tardaría por lo menos 10 años en reducir el nivel de oxígeno, y los datos mostraban claramente que su nivel disminuía drásticamente una vez al año.

En palabras de Melissa Trainer, científica planetaria del Centro de Vuelos Espaciales Goddard, de la NASA, y directora de la investigación, «estamos luchando para explicar esto. Además, el hecho de que el comportamiento del oxígeno no se repita exactamente en cada temporada nos hace pensar que no estamos ante un problema que tenga que ver con la dinámica atmosférica. Tiene que haber una fuente química, y un sumidero, que aún no podemos explicar».

El misterio del metano
Para los científicos lo que está ocurriendo con el oxígeno es algo similar a lo que sucede con el metano, cuya cantidad en el cráter Gale también aumenta hasta en un 60% durante el verano por razones que no se han podido explicar. ¿Estarán ambos fenómenos relacionados?

Con los nuevos datos del oxígeno en la mano, Trainer y su equipo se preguntan ahora si una química similar a la que impulsa las variaciones estacionales del metano podría también impulsar las del oxígeno. Y es que, por lo menos en algunas ocasiones, las fluctuaciones de ambos gases se producen al mismo tiempo. «Estamos empezando a ver esta tentadora correlación entre el metano y el oxígeno durante una buena parte del año marciano –explica Atreya–. Y creo que eso significa algo. Pero no tenemos las respuestas todavía. Nadie las tiene».

En la superficie del suelo
El oxígeno y el metano pueden tener tanto un origen biológico (a partir de microbios, por ejemplo), como abiótico (a partir de la química del agua y las rocas). Los investigadores están considerando ambas opciones, aunque por ahora no existen más evidencias de que haya una actividad biológica en Marte y el Curiosity, para colmo, no dispone de los instrumentos necesarios para dilucidar la cuestión.

Lo explica Timothy McConnochie, de la Universidad de Maryland y otro de los autores del estudio: «Todavía no hemos podido encontrar un proceso que produzca la cantidad de oxígeno que necesitamos, pero creemos que tiene que ser algo en la superficie del suelo. Algo que cambia estacionalmente, porque no hay suficientes átomos de oxígeno en la atmósfera para crear el comportamiento que estamos viendo».

«Esta es la primera vez –concluye Trainer– que observamos este comportamiento del oxígeno durante varios años, y no lo comprendemos del todo. Para mí, esta es una llamada abierta a todas las personas inteligentes que están interesadas en el tema: a ver qué se les ocurre».
Fuente: ABC

7 nov. 2018

Rover Mars Curiosity de la NASA supera 20 kilómetros en MARTE

El rover Mars Curiosity de la NASA condujo aproximadamente 60 metros durante el pasado fin de semana hasta un sitio llamado Lake Orcadie, elevando su odometría total a más de 20 kilómetros.   


Con una masa de casi 900 kilos, el rover Curiosity de la NASA llegó al cráter Gale de Marte el 6 de agosto de 2012. Tras recorrer el piso sedimentario del cráter alcanzó el Monte Sharp, en cuyas laderas busca vestigios del pasado húmedo del Planeta Rojo.   

De este modo, si sumamos todos sus avances, podemos decir que el rover ya lleva acumulados 20 kilómetros recorridos.

Con una longitud de 2,7 metros, es capaz de superar obstáculos de una altura de 75 cm y la velocidad máxima de desplazamiento sobre terreno está estimada en 90 metros/hora con navegación automática. Sin embargo la velocidad promedio de desplazamiento es de 30 metros/hora considerando variables como dificultad del terreno, deslizamiento y visibilidad.

3 nov. 2018

Misión de la NASA al corazón de Marte

La misión, que fue lanzada el pasado 5 de mayo, aterrizará el 26 de noviembre en el planeta rojo


La Administración Aeronáutica Espacial Nacional de EE.UU. (NASA) ya prepara para el próximo 26 de noviembre el aterrizaje en suelo marciano del InSight, que tiene como objetivo dar luz sobre las entrañas de Marte, informó la institución en rueda de prensa.

La misión, que fue lanzada el pasado 5 de mayo, aterrizará el lunes 26 de noviembre en el planeta rojo, donde operará el vehículo robótico encargado de explorar el núcleo de Marte, y buscará ampliar el conocimiento sobre su formación y el de otros planetas rocosos, como la Tierra.

"Vamos a Marte para mirar atrás, al origen del Sistema Solar, para investigar lo que pasa dentro y cómo se relaciona eso con el centro de la Tierra", explicó Bruce Banerdt, investigador principal del proyecto, quien comentó que es más sencillo hacerlo en Marte por su historial, "más calmado", que el de la Tierra.

Esta es la primera vez que una misión espacial busca analizar especialmente "el corazón" del segundo planeta más pequeño del Sistema Solar, después de Mercurio.

Hasta ahora, las misiones a Marte han capturado imágenes de la superficie, estudiado rocas, excavado en la tierra y buscado pistas sobre el agua que alguna vez fluyó en Marte, pero nunca se ha indagado en su interior.

Por su parte, la directora interina de la división de Ciencia Planetaria en la NASA, Lori Glaze, se refirió a InSight como una "misión tremenda".

En concreto, InSight analizará la corteza, el manto y el núcleo de Marte y prevé que ofrezca una idea de cómo se originó el Sistema Solar hace aproximadamente 4,600 millones años.

Así, Insight (Interior Exploration using Seismic Investigations, Geodesy and Heat Transport) describirá el tamaño, la composición y el estado del núcleo del planeta rojo, las características de su corteza y manto, y el estado térmico de su interior.

Inicialmente, la exploración InSight debía haberse lanzado en marzo de 2016, pero una fuga en la cámara de vacío que rodeaba el sismómetro del módulo de aterrizaje forzó entonces el retraso y la posterior suspensión de la misión.

La exploración, que durará casi dos años, está financiada y coordinada en su mayor parte por EE.UU., pero también han participado diferentes países europeos, como Alemania, Francia y España.

1 oct. 2018

No estamos solos: La NASA oculta la existencia de vida extraterrestre

Una de las grandes dudas existenciales de cualquier ser humano es la de saber si existe vida en otros planetas. 


Conocemos nuestro Sistema Solar, y sabemos de la inmensidad del universo, sin embargo desconocemos si tenemos vecinos más allá de la atmósfera.

La vida extraterrestre la hemos asumido en películas como 'Alien', 'ET' o 'Encuentros en la tercera fase', pero existen muchísimas más. Sin embargo, hay gente que sabe más que nosotros, y no son otros que los científicos de la NASA.

20 dic. 2017

Marte se formó en el cinturón de asteroides

Una hipótesis sugiere que la atracción gravitacional de Júpiter empujó a Marte a su posición actual, lo que explica la diferente composición del planeta rojo.

El planeta rojo, uno de los cuerpos más estudiados del Sistema Solar, puerta con puerta en nuestro vecindario cósmico, pudo no haber sido siempre nuestro vecino.

Un estudio publicado en la revista Earth and Planetary Science Letters postula que, en realidad, Marte se formó en el Cinturón de Asteroides, aproximadamente una vez y media más lejos del Sol que su posición actual, antes de migrar a esta ubicación.

Hace unos cuatro mil quinientos millones de años, el Sistema Solar no era más que una nube de polvo, y después, rocas, hasta que los fragmentos fueron formando los diferentes planetas que hoy lo conforman. Primero, los gaseosos; hoy sabemos que Júpiter es el cuerpo más antiguo del Sistema Solar. Y, después, los rocosos, como la Tierra y Marte.

La composición de Marte, más parecida a la de los meteoritos

La creencia generalizada consistía en que Marte se formó cerca de la Tierra desde los mismos fragmentos primitivos del Sistema Solar. Pero esta hipótesis dejaba preguntas sin respuesta: ¿por qué ambos planetas son tan diferentes en composición? Marte contiene silicatos diferentes, más ligeros que la Tierra, más parecidos a los que se encuentran en los meteoritos.

Ahora, esta pregunta tiene una posible respuesta. En un intento por explicar por qué los elementos e isótopos en Marte difieren ampliamente de los de la Tierra, investigadores de Japón, Estados Unidos y Reino Unido realizaron simulaciones para obtener información sobre el movimiento del planeta rojo dentro del Sistema Solar.

Las conclusiones sugieren que Marte se formó mucho más lejos del Sol de lo que está ahora y que la atracción gravitacional de Júpiter empujó a Marte a su posición actual.

El modelo Grand Tack

Los investigadores utilizaron el llamado modelo Grand Tack, que sugiere que Júpiter jugó un papel importante en la formación y arquitectura orbital final de los planetas interiores.

La hipótesis sostiene que un Júpiter primitivo, debido a su fuerza gravitatoria, envió una gran concentración de masa hacia el Sol, lo que contribuyó a la formación de la Tierra y Venus. Mientras tanto, empujaba material lejos de Marte, y de ahí la pequeña masa del planeta (es un 11% de la de la Tierra) y la diferencia entre las composiciones de los dos planetas.

Una implicación que tendría el hecho de que Marte se está formando más lejos del Sol es que el planeta fue mucho más frío en su nacimiento de lo que se pensó originalmente, quizás demasiado frío para agua líquida o para mantener la vida.

Esta teoría parece desafiar la idea de que Marte fue mucho más cálido y húmedo de lo que es ahora. Los investigadores creen, no obstante, que la actividad de en el planeta Marte pudo producirse después.

Según Stephen Mojzsis, profesor de Ciencias Geológicas de la Universidad de Colorado y coautor del estudio: "La formación de Marte en el cinturón de asteroides tuvo lugar muy temprano, mucho antes de que la corteza se estabilizara y se estableciera la atmósfera".

En un artículo en el que fue coautor el año pasado, Mojzsis concluye que, al final de la formación planetaria de Marte, fue bombardeado por asteroides que formaron los innumerables cráteres del planeta. Tales grandes impactos podrían "haber derretido la criosfera y la corteza de Marte para densificar la atmósfera de Marte y reiniciar el ciclo hidrológico", detalla.

9 oct. 2017

La NASA localiza en Marte evidencias de antigua actividad hidrotermal submarina

Un reciente estudio ha examinado las observaciones de la NASA Mars Reconnaissance Orbiter (MRO) de depósitos masivos en una cuenca en el sur de Marte, gracias a lo que se han descubierto evidencias de antiguos depósitos hidrotermales de fondo marino en Marte, lo que lo identifica como un área de interés astrobiológico e ilustrativo del origen de la vida en la Tierra.


Los autores de la investigación han interpretado los datos como evidencia de que estos depósitos fueron formados por agua caliente de una parte volcánicamente activa de la corteza del planeta, que afloró en el fondo de un gran mar que tuvo que haber en el planeta rojo hace mucho tiempo.

"Incluso si nunca encontramos evidencia de que ha habido vida en Marte, este sitio puede informarnos sobre el tipo de ambiente donde la vida puede haber comenzado en la Tierra", ha dicho en un comunicado Paul Niles, del Centro Espacial Johnson de la NASA, en Houston. "La actividad volcánica combinada con el agua estancada proporcionó condiciones que eran probablemente similares a las condiciones que existieron en la Tierra aproximadamente al mismo tiempo - cuando la vida temprana estaba evolucionando aquí", ha explicado.

Hoy en día, Marte no tiene ni agua estancada ni actividad volcánica. Los investigadores estiman una edad de aproximadamente 3.700 millones de años para los depósitos marcianos atribuidos a la actividad hidrotermal del fondo marino. Las condiciones hidrotermales submarinas en la Tierra alrededor de ese mismo tiempo son un fuerte candidato para dónde y cuándo comenzó la vida en nuestro planeta.

La Tierra todavía tiene tales condiciones, donde muchas formas de vida prosperan en la energía química extraída de rocas, sin luz solar. Pero debido a la corteza activa, nuestro planeta tiene poca evidencia geológica directa preservada desde el momento en que comenzó la vida. La posibilidad de actividad hidrotermal submarina dentro de lunas heladas como Europa en Júpiter y Encelado en Saturno alimenta el interés en ellas como destinos en la búsqueda de vida extraterrestre.

Las observaciones realizadas por el Espectrómetro de Reconocimiento Compacto del MRO para Marte (CRISM) proporcionaron los datos para identificar minerales en depósitos masivos dentro de la cuenca Eridania de Marte, que se encuentra en una región con algunas de las más antiguas cicatrices expuestas de este planeta.

"Este sitio nos da una historia convincente de un mar profundo, de larga duración y un ambiente hidrotermal de aguas profundas", ha indicado Niles, relatando también que "es evocador de los ambientes hidrotermales de alta mar en la Tierra, similar a los ambientes donde la vida podría ser encontrada en otros mundos - la vida que no necesita una agradable atmósfera o superficie templada, sino sólo rocas, el calor y el agua".

Los investigadores estiman que el antiguo mar Eridania tenía cerca de 210.000 kilómetros cúbicos de agua. Eso es tanto como todos los otros lagos y mares combinados del antiguo Marte y alrededor de nueve veces más que el volumen combinado de todos los Grandes Lagos de América del Norte. La mezcla de minerales identificados a partir de los datos del espectrómetro, incluyendo la serpentina, el talco y el carbonato, y la forma y textura de las capas gruesas del lecho rocoso, condujeron a la identificación de posibles depósitos hidrotermales en el fondo marino.

El área tiene flujos de lava que datan la desaparición posterior del mar. Los investigadores citan estos como evidencia de que se trata de un área de corteza de Marte con una susceptibilidad volcánica que también podría haber producido efectos antes, cuando el mar estaba presente.

El nuevo trabajo se suma a la diversidad de tipos de ambientes húmedos para los que existe evidencia en Marte, incluyendo ríos, lagos, deltas, mares, aguas termales, aguas subterráneas y erupciones volcánicas bajo el hielo.

"Los antiguos depósitos hidrotermales de aguas profundas en la cuenca de Eridania representan una nueva categoría de objetivos astrobiológicos en Marte", señala el informe. Dicho estudio también explica que "los depósitos del fondo marino de Eridania no sólo son de interés para la exploración de Marte, sino que representan una ventana hacia la Tierra temprana". Esto se debe a que la evidencia más temprana de la vida en la Tierra proviene de depósitos del fondo marino de origen y edad similar, pero el registro geológico de esos entornos de la Tierra temprana está mal preservado.

4 oct. 2017

¿Quiéres llevar tu nombre a Marte?

En noviembre de 2018, el lander InSight de la NASA llegará a Marte y llevará varios instrumentos científicos, a fin de explorar el Planeta Rojo con miras a la próxima llegada de una misión tripulada


Sin embargo, el público también podrá ‘llegar’ a Marte. ¿Cómo? Los nombres de cientos de miles de personas serán enviados con el InSight al Planeta Rojo.

La NASA informa en su página web que en 2015 cerca de 827,000 personas firmaron sus nombres para añadirlos al microchip a bordo de la nave espacial. Ahora la NASA está adicionando otro microchip, dando al público una nueva oportunidad de poner su nombre en Marte.

Las nuevas solicitudes serán aceptadas hasta el 1 de noviembre de 2017 vía este link.

27 sept. 2017

Descubren en la Luna y Marte los lugares más seguros para una colonización humana

Esas zonas protegerían a las personas de la radiación cósmica y de los micrometeoritos.
Un equipo de investigadores de las Universidades de Padua y Bolonia (ambas de Italia) anunció que ha descubierto los lugares más seguros en la Luna y Marte para la colonización humana, informa la Asociación Europea de Astrofísicos Europlanet.


Los investigadores realizaron una comparación de los modelos digitales de relieves terrestres, lunares y marcianos, creados a partir de datos de misiones espaciales, y llegaron a la conclusión que los tubos de lava podrían proporcionar hábitats seguros bastante grandes para albergar vida humana en nuestro satélite natural y en el planeta rojo.

Los tubos de lava son canales subterráneos creados por la actividad volcánica, y según los expertos, son los mejores lugares para proteger a las personas de la radiación cósmica y del flujo de micrometeoritos. Además de que estos canales son lo suficientemente grandes como para asentamientos humanos bastante significativos.

Estos tubos de lava se forman debido al dispar grado de enfriamiento del magma. La capa superficial se enfría más rápido, creando una corteza sobre la corriente de lava que fluye gradualmente. Cuando la erupción termina, el conducto se 'seca' dejando un túnel que puede alcanzar una longitud de hasta 65 kilómetros. Anteriormente, las misiones espaciales han observado redes de túneles en la Luna y Marte, que serían tubos de lava.

22 sept. 2017

Sorprendente objeto descubierto en la Vía Láctea

Con ayuda del telescopio espacial Hubble, un grupo de astrónomos ha observado las características intrigantes de un tipo inusual de objetos en el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter.

Se trata de dos asteroides que orbitan entre sí y exhiben características semejantes a un cometa, incluyendo un coma brillante y una larga cola.
Este es el primer asteroide binario conocido también clasificado como un cometa. La investigación se presenta en un artículo publicado en la revista Nature.
En septiembre de 2016, justo antes de que el asteroide 288P hiciera su aproximación más cercana al Sol, estaba lo suficientemente cerca de la Tierra para permitir a los astrónomos una mirada detallada a la misma usando el Telescopio Espacial Hubble de la NASA/ ESA.
Las imágenes de 288P, que se encuentra en el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter, revelaron que en realidad no era un solo objeto, sino dos asteroides de casi la misma masa y tamaño, orbitando entre sí a una distancia de unos 100 kilómetros. Ese descubrimiento fue en sí mismo un hallazgo importante; debido a que se orbitan entre sí, se pueden medir las masas de los objetos en tales sistemas.
Pero las observaciones también revelaron actividad en curso en el sistema binario. "Detectamos indicaciones fuertes de la sublimación del hielo de agua debido al aumento de la calefacción solar, similar a cómo se crea la cola de un cometa", explica en un comunicado Jessica Agarwal (Instituto Max Planck para la Investigación del Sistema Solar, Alemania), líder del equipo y autora principal del trabajo de investigación. Esto hace 288P el primer asteroide binario conocido que también se clasifica como un cometa del cinturón principal.
Comprender el origen y la evolución de los cometas del cinturón principal --cometas que orbitan entre los numerosos asteroides entre Marte y Júpiter-- es un elemento crucial en nuestra comprensión de la formación y evolución de todo el Sistema Solar. Entre las preguntas que pueden ayudar a contestar es cómo llegó el agua a la Tierra. Dado que sólo se conocen unos pocos objetos de este tipo, 288P se presenta como un sistema extremadamente importante para futuros estudios.
Las diversas características de la separación de los dos componentes, el tamaño de componente prácticamente igual, la alta excentricidad y la actividad similar a un cometa lo hacen único entre los pocos asteroides binarios conocidos en el Sistema Solar. La actividad observada de 288P también revela información sobre su pasado, señala Agarwal: "El hielo superficial no puede sobrevivir en el cinturón de asteroides para la edad del Sistema Solar, pero puede ser protegido durante miles de millones de años por un manto de polvo refractario".
A partir de esto, el equipo llegó a la conclusión de que 288P ha existido como un sistema binario desde hace sólo unos 5.000 años. Agarwal elabora el escenario de formación: "El escenario de formación más probable de 288P es una rotura debido a la rotación rápida, después de lo cual los dos fragmentos pueden haber sido separados por los fenómenos de sublimación".
El hecho de que 288P sea tan diferente de todos los otros asteroides binarios conocidos plantea algunas preguntas acerca de si no es sólo una coincidencia que presenta tales propiedades únicas. Como encontrar 288P incluyó mucha suerte, es probable que siga siendo el único ejemplo de su tipo durante mucho tiempo. "Necesitamos más trabajo teórico y observacional, así como más objetos similares al 288P, para encontrar una respuesta a esta pregunta", concluye Agarwal.

19 feb. 2015

¿Hubo dinosaurios en Marte?

Una formación que parece ser el cráneo de un dinosaurio fue detectada por el Club Espacial de Fotos de Marte y la Luna, cuyos integrantes analizan constantemente las fotos de la Nasa en búsqueda de vestigios de civilización o vida.


En la foto se ve con claridad lo que parece ser una cabeza fosilizada, con mandíbulas, cuenca de ojo y hasta una hilera de dientes.
La foto corresponde al archivo de la Nasa: http://mars.jpl.nasa.gov/msl-raw-images/msss/00297/mcam/0297MR1243012000E2_DXXX.jpg

En la foto que se ve en la página, han insertado detalle de lo que parecen ser los dientes y hasta una cuenca en la zona nasal, que podría corresponder a una protuberancia o cuerno desaparecido ya por el tiempo transcurrido.

Los miembros del club subieron un vídeo sobre estas imágenes en Youtube (Mars Moon Space Photo Zoom Club), informa Ufo Sightins Daily.

17 feb. 2015

Desconcierto ante gran nube en Marte

En marzo de 2012, astrónomos aficionados tomaron desde diferentes rincones del mundo imágenes de un penacho emergiendo al amanecer en el borde del disco de Marte. Si bien las naves espaciales en órbita marciana han observado en numerosas ocasiones finas capas de nubes en el limbo, su altura máxima nunca ha superado los 100 km. Esta protuberancia, en cambio, superó los 200 km de altura. De momento, con el conocimiento actual de la alta atmósfera de Marte, no es posible explicar el fenómeno, que podría suponer un riesgo para futuras misiones en órbita baja en Marte.


En la tenue, fría y seca atmósfera de Marte, los vientos arrastran y elevan el polvo desde la superficie hasta los 50 km de altura. En su seno se forman delgadas nubes de cristalitos de hielo y dióxido de carbono, el principal componente de la atmósfera marciana, que en ocasiones alcanzan, como máximo, alturas de unos 100 km. Las naves espaciales que orbitan a Marte han tomado imágenes tanto del polvo en suspensión como de las nubes altas sobre el limbo o borde del planeta, proyectadas en el fondo negro del cielo.

En marzo y abril de 2012, astrónomos aficionados de todo el mundo, equipados con sus telescopios y cámaras de alta resolución, aprovecharon la aproximación de Marte a la Tierra para tomar imágenes detalladas del planeta.


La sorpresa surgió cuando en el borde del disco, emergiendo en el limbo durante el amanecer marciano, detectaron la presencia de un alto penacho. La protuberancia fue observada rotando con el planeta sobre el limbo durante unos diez días de marzo, confirmando inequívocamente su presencia. Curiosamente, tras unas jornadas sin ser detectado, se pudo volver a observar varios días en abril.

Analizando una selección de las mejores imágenes, un equipo de la Universidad del País Vasco y sus colaboradores han medido este penacho que apareció en la región marciana de Terra Cimmeria, en las latitudes medias del hemisferio Sur, y han desarrollado un modelo geométrico para explicar su visibilidad.

Los investigadores han comprobado que dicho penacho, de unos 500 km de extensión horizontal, alcanzó los días 20 y 21 de marzo una altura excepcional, de entre 200 y 250 km sobre la superficie de Marte. Nunca antes se había observado un fenómeno que alcanzara tal altura en el planeta. El equipo investigador también pudo determinar su brillo en diferentes longitudes de onda.

Paralelamente, buscando en el archivo de imágenes tomadas por el telescopio espacial Hubble, encontraron imágenes de mayo de 1997 en las que se observa la presencia de un penacho semejante al estudiado en latitudes ecuatoriales. En este caso, no pudieron determinar su altura con precisión, pero sí medir con más detalle su reflectividad, lo cual les ha servido para indagar en la naturaleza del fenómeno.

Una nube poco común

Con estos datos, "hemos explorado dos posibles escenarios para interpretar el fenómeno: podría tratarse bien de una nube, bien de una emisión auroral", indica Agustín Sánchez-Lavega. Es decir, podría, por un lado, tratarse de una inusual nube, que, de acuerdo con su brillo, estaría formada por cristalitos de 0,1 micras de tamaño (una diezmilésima de milímetro).

Sin embargo, para que se pudieran formar cristalitos de agua a 200 kms de altura la temperatura debería caer más de 50 grados (100 grados si fueran de dióxido de carbono) respecto a lo que predicen los modelos actuales de Marte.

Otra posibilidad sería que el penacho fuera producido por una emisión luminosa, tipo aurora, ya que en la región de Cimmeria existe una intensa anomalía magnética que podría canalizar las partículas cargadas provenientes del exterior y excitar la emisión.

No obstante, esto implicaría una emisión unas 1.000 veces más potente que la de las auroras terrestres, lo que es inviable. "Ambas hipótesis, aun siendo las más plausibles, parecen imposibles por cuanto desafían nuestro conocimiento actual de la atmósfera marciana", indica Sánchez-Lavega.

Dado el riesgo que la presencia de estos impredecibles altos penachos podría entrañar en futuras misiones en baja órbita o en entrada al planeta, se proseguirá su búsqueda y estudio con observaciones desde Tierra y desde las naves en órbita.

25 ene. 2015

Sombra humana en Marte

Una aparente sombra humana aparece en Marte en una foto del Curiosity Rover de la NASA.
 
 
La persona no tiene casco y tiene el pelo corto. Esto es visible en alta resolución.

La persona tiene los tanques de aire en la parte posterior de un traje que le cubre la mayor parte del cuerpo, excepto la cabeza. Esto nos deja con pensamientos confusos.

1. ¿Es esta la prueba de que el Curiosity en Marte lleva a seres humanos para limpiar con el fin de realizar el mantenimiento?

2. ¿Es esta la prueba de que el ser humano vive en Marte en bases alienígenas abandonadas? (Gary Mackinnon, Hacker informático dijo que había encontrado esta evidencia en las computadoras del Gobierno de Estados Unidos).

Lo que sabemos es que la NASA no hablará, para que el público no considere esta evidencia.

29 ene. 2014

La NASA capta posible OVNI en Marte

El robot de exploración Curiosity, capturó una extraña foto en el cielo marciano que aparece un objeto que atrajo la atención de los que están convencidos de que hay vida en otros planetas



En una imagen capturada este mes de enero por el Curiosity, en el cielo marciano aparece un objeto que atrajo la atención de los que están convencidos de que hay vida en otros planetas. El objeto tiene forma cónica y desprende algo que parece una estela de vapor.  

"En la foto aparece un ovni", asegura la página ufosightingsdaily.com, comentando el descubrimiento del usuario de YouTube Streetcap1.  

No es la primera ni la segunda vez que los internautas descubren en imágenes espaciales detalles que según ellos evidencian la existencia de vida extraterrestre. En 2012, poco después del 'amartizaje' del Curiosity, los aficionados a los ovnis detectaron varias 'pruebas' en sus imágenes. Este mes los internautas descubrieron una 'nave espacial' en la Luna a través de Google Moon.  

Aparte de ovnis, los internautas de vez en cuando 'hallan' señales de vida animal en Marte. En noviembre del año pasado les pareció ver una iguana en la superficie del planeta rojo, y anteriormente observaron una rata.

23 ene. 2013

Hallan antiguo Lago en Marte que evidenciaría que hubo vida

El cráter McLaughlin reúne las características necesarias dentro de su composición como para haber albergado vida en algún momento de su historia.


Días después de que se descubriera una nueva evidencia de ríos en Marte, ahora es uno de los cráteres del planeta rojo el que llama la atención de la NASA. La agencia espacial ha anunciado que el cuarto planeta del sistema solar pudo albergar vida en algún momento, debido a la concentración de todos los ingredientes necesarios para ésta en una parte de su superficie.

Este descubrimiento, desarrollado por los profesores John Parnell y Joseph Michalski y basado en el cráter McLaughlin, sería hasta el momento la mayor evidencia que existe sobre esta materia. Este espacio de 2 kilómetros de profundidad y otros 92 de diámetro tendrían claras muestras de un ambiente húmedo en sus puntos más profundos.

Los datos recogidos por la nave Mars Reconnoaissance Orbiter (MRO) muestran un elemento en especial, una serie de rocas planas que contienen minerales de arcilla y carbonato que habrían sido modificadas por la presencia de agua. Esta zona sería incluso, según la NASA, el lugar idóneo para que se gestara vida.

Sin embargo, a pesar de que se han encontrado todos los ingredientes necesarios para que nacieran microorganismos, todavía no se sabe si existían las condiciones ambientales necesarias. Los investigadores encargados de este trabajo se enfocarán ahora en esta área, en la cual podría ayudarles otras herramientas como el rover Curiosity.

8 ene. 2013

Marte tuvo cavernas llenas de agua

Una investigación internacional ha descubierto un vasto sistema de cavernas subterráneas que captó ingentes flujos de agua hace dos mil millones de años en Marte, según un estudio geomórfico en el que han participado investigadores de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB).


En el estudio, financiado por la NASA y publicado en 'Geophysical Research Letters', han colaborado los geólogos de la UAB Mario Zarroca y Rogelio Linares, además de investigadores del Astrogeology Science Center, U.S. Geological Survey y Space Science Astrobiology Division, entre otros, ha informado este martes la UAB en un comunicado. 

La investigación ha permitido descubrir que el agua de las inundaciones --relacionadas con el origen de los océanos en Marte-- se filtró en el subsuelo a través de estas cavernas que se habían formado por erupciones volcánicas de barro. 

Los científicos desconocían qué ocurría en la parte final de los canales de 250 kilómetros situados en la cuenca de Impacto de Utopía, ya que en su parte final "desaparecían bruscamente", lo que ahora la nueva investigación ha relacionado con las cavernas. 

Los investigadores han planteado la hipótesis de que la red de fracturas y de conductos abiertos, creados a partir del vulcanismo, "crearon un sistema de cavidades en la crioesfera que actuó como trampa"

Por el momento, desconocen la edad y las dimensiones de las cavernas, pero creen que este sistema de cuevas hubiera sido "inestable" en la Tierra, si bien en el plantea rojo adquirieron la solidez y resistencia similar a las cuevas terrestres, a causa de la temperatura de la zona de -65 grados. 

El hallazgo ha sido posible gracias a una nueva tecnología que permite obtener imágenes de alta resolución captadas desde el satélite Mars Reconnaissance Orbiter (MRO) y a estudios geomorfológicos más detallados.

6 ene. 2013

El Rover Curiosity encuentra una "flor" en Marte

Algo cuya forma se asemeja a los pistilos de una flor ha sido fotografiado por el robot Curiosity en la superficie de Marte.


La vida parece que 'florece' en Marte a tenor de las últimas imágenes captadas por el explorador marciano Curiosity, de la NASA, en su recorrido por el planeta rojo.

La NASA descarta que el objeto fotografiado sea un escombro de roca, ya que parece estar creciendo en la superficie del planeta, aunque no se ha podido confirmar aún si la llamada 'Flor Marciana' es en realidad una planta.

Los entusiastas del espacio ya especulan en los foros 'on line' sobre lo que puede ser este objeto. Unos dicen que se parece a los pistilos de una flor, mientras que otros sostienen que podría tratarse de una piedra preciosa, como el cuarzo, que estaría incrustada en la roca.

"Yo diría que 'flor' fue el término descriptivo de alguien le dio por su apariencia, pero que no pretende dar a entender que las flores existen en Marte", dijo al Daily News Guy Webster, portavoz de la NASA.

En octubre del año pasado un hallazgo extraño en la superficie marciana resultó ser un mero pedazo de plástico que se había desprendido del propio Curiosity de la NASA.

5 ene. 2013

Descubren meteorito marciano

Científicos de la Universidad de Nuevo México, Estados Unidos, confirmaron el hallazgo. Lo bautizaron NWA 7034 y aseguran que "contiene una gran concentración de agua"


Científicos de la Universidad de Nuevo México, EEUU, han confirmado el hallazgo de un meteorito "sorprendente", que sería el primero procedente de la corteza de Marte y que contiene una gran concentración de agua, lo que podría encerrar secretos sobre la historia geológica del planeta rojo.

Los investigadores han descubierto que este meteorito, que impactó en el noroeste africano, contiene más restos de agua que ningún otro fragmento procedente del planeta rojo, según un comunicado de la Universidad.

La muestra data de cuando Marte se encontraba al comienzo de una era que ha marcado la geología reciente del planeta vecino, conocida como Amazónica.

El meteorito, nombrado NWA 7034 (por North West África), tiene similitudes con otros proyectiles hallados en la superficie terrestre procedentes de Marte, por ejemplo, en la composición del conocido como carbono orgánico.

No obstante, el NWA 7034 sigue siendo una pieza única ya que, como explicó en el comunicado el coautor del estudio Andre Steele, del laboratorio geológico de la Carnegie Institution, "su textura y su composición es como ninguna otra".

"Lo más interesante es su alta concentración de contenido en agua, lo que significaría que hubo interacción de la roca con agua en la superficie, tanto por el magma volcánico, como por el impacto de cometas durante esa época marciana", indicó Steele.

El meteorito está compuesto por fragmentos de basalto, roca formada con lava enfriada, con feldespato y piroxeno, "probablemente procedente de actividad volcánica".

"Esta composición es común en muestras lunares, pero no de meteoritos marcianos", indicó Steele.

Los investigadores mantienen que la química del meteorito sugiere que proviene de la corteza o del manto superior de Marte, algo nunca visto hasta el momento por los científicos. 

3 dic. 2012

Señales de vida orgánica en Marte

El vehículo marciano Curiosity puede haber realizado uno de los descubrimientos más grandes de la historia de la humanidad: la vida en otro planeta.


Y es que científicos de la NASA anunciaron el día de hoy el descubrimiento de una suerte de coctel químico que podría ayudar –y probar- la presencia de vida primitiva en el planeta rojo.

Curiosity pudo encontrar y procesar, dentro de su laboratorio, evidencia de cloro, azufre y agua en la superficie marciana. Sin embargo, los científicos aun no pueden confirmar si dichos compuestos sean oriundos de Marte o si la contaminación habría sido transportada por el vehículo mismo.

“El laboratorio interno del Curiosity aún no puede determinar si se trataría de compuestos orgánicos", dijo Paul Mahaffy, investigador principal de SAM - Sample Analysis at Mars- en el Centro Goddard de Vuelo Espacial en Greenbelt, Maryland, durante una conferencia de prensa en la reunión anual de la Unión Geofísica Americana en San Francisco.

23 nov. 2012

Descubren en Marte algo que cambiará la historia

El descubrimiento “cambiará los libros de historia”. En esos términos se expresó John Grotzinger, el investigador principal de la misión Curiosity de la Nasa, en una radio pública de EE.UU. El anuncio se hará esperar hasta el 3 de diciembre.


Al parecer los investigadores de la Nasa quieren chequear varias veces el hallazgo antes de hacerlo público. Según Grotzinger, será uno de los "mayores anuncios de la historia de la Nasa". El sitio elegido para dar a conocer el hallazgo será la conferencia anual de la Unión Geofísica Americana (AGU).

Se sabe que el descubrimiento fue realizado con SAM, un sofisticado analizador de muestras de suelo marciano, el cual puede detectar compuestos de carbono, como metano, y restos de hidrógeno y oxígeno.

La misión Curiosity fue lanzada el 26 de noviembre de 2011 y tocó el suelo del planeta rojo el 6 de agosto pasado. Pesa 900 kilos y mide 2,7 metros de largo. Lleva 12 instrumentos que tienen por objetivo descubrir pistas químicas y geológicas de vida extraterrestre pasada o presente.

25 oct. 2012

Marte podría albergar vida

Craig Venter y Jonathan Rothberg, dos auténticos magnates de la biotecnología, desarrollan máquinas secuenciadoras para probar, de una vez por todas, que el Planeta Rojo es capaz de albergar vida.


Craig Venter y Jonathan Rothberg, dos auténticos magnates de la biotecnología, están desarrollando (cada uno por su cuenta) versiones ultraportátiles de máquinas secuenciadoras de ADN. El objetivo de ambos es llevarlas a Marte y probar, de una vez por todas, que el Planeta Rojo es capaz de albergar vida.
 
Según detalla Technology Review, podríamos estar ante una auténtica carrera por conseguir el primer genoma extraterrestre. Ambos magnates, en efecto, están convencidos de que en Marte sigue habiendo vida en la actualidad. Y la única forma de detectarla es llevar hasta el planeta rojo un secuenciador de ADN, algo que no se ha hecho hasta ahora.

Por eso Craig Venter, el hombre que estuvo a punto de adelantarse al consorcio internacional que secuenció el genoma humano, y el mismo que en 2010 sorprendió al mundo con el anuncio en Science de la creación de una célula viva con un genoma artificial, se ha empeñado ahora en ser el primero en conseguir una muestra de material genético extraterrestre.

Y por eso, Jonathan Rothberg, fundador de Ion Torrent y uno de los "padres" de los métodos actuales de secuenciación genética, se ha empeñado también en conseguir lo mismo. "Queremos estar seguros -dijo Rothberg a Technology Review- de que Ion Torrent vaya a Marte".

Venter asegura que los investigadores de su equipo ya han empezado a hacer pruebas en terrenos muy parecidos a Marte, en el desierto californiano de Mojave, uno de los lugares donde la NASA testea sus futuros vehículos y experimentos en el planeta rojo. Y que está a punto de conseguir el objetivo de poner a punto una máquina que sea capaz, de manera completamente autónoma, de aislar microbios de las muestras de terreno, secuenciar su ADN y enviar después los datos a un ordenador lejano.

Por su parte, la "Máquina Personal de Genoma" de Rothberg ya está siendo adaptada a las condiciones de trabajo en Marte, como parte del programa SET-G (Search for Extraterrestrial Genomes) del MIT y la Universidad de Harvard y financiado por la propia NASA.

Ahora bien, cómo llevarán los dos magnates (o uno de ellos) sus máquinas hasta el planeta rojo? Tras el aterrizaje del Curiosity el pasado mes de agosto, no está prevista otra misión a Marte por lo menos hasta 2018, y por ahora nadie ha dicho que en ella vaya a viajar también un secuenciador de ADN. Al contrario, las intenciones de la agencia parecen orientarse a la posibilidad de llevar a cabo una misión de "ida y vuelta". Es decir, una que sea capaz de obtener muestras de Marte y de traerlas después a la Tierra para analizarlas a fondo en las grandes instalaciones científicas.

Pero Venter y Rothberg están convencidos de que ese no es el mejor método, ya que existe el riesgo de que esas muestras se contaminen con material biológico terrestre e invaliden los resultados. En caso de ser positivos, las dudas de contaminación suscitarían una polémica interminable y la cuestión de si hay o no vida en Marte seguiría estando abierta. Por eso, ambos creen que lo mejor es analizar ese posible ADN "in situ", sobre el propio terreno marciano, lo que despejaría todas (o casi todas) las dudas sobre los resultados.

Los detractores de la idea, por su parte, subrayan las limitaciones de estas máquinas. Por un lado, deberían ser capaces de realizar una tarea muy compleja de forma totalmente autónoma, algo que aún no está plenamente conseguido. Pero por otro, y esto es lo importante, sólo tendrían éxito en su cometido si el ADN marciano fuera exactamente igual al de la Tierra. Un material genético diferente no podría ser detectado.

Vida resistente

La apuesta, pues, es arriesgada y no tiene garantías de éxito. Pero muchos piensan que vale la pena intentarlo, ya que el premio, si se produce, sería enorme. Además, otras evidencias apuntan a que el ADN marciano, de existir, tiene muchas posibilidades de ser el mismo que hay en nuestro planeta. Se ha calculado, por ejemplo, que durante los últimos cuatro mil millones de años y gracias a un gran número de colisiones e impactos de meteoritos, ambos mundos han intercambiado, por lo menos, mil millones de toneladas de rocas. Y la Ciencia sabe que la vida puede viajar en esas rocas y desplazarse así de un planeta a otro.

Por otra parte Venter y Rothberg, cada uno por su lado, creen firmemente que la vida puede haber resistido en Marte después de que el planeta perdiera las condiciones favorables que se dieron en él al principio de su existencia. Y si bien es cierto que la intensa radiación a la que está sometida la superficie de Marte hace inviable cualquier forma de vida, también lo es que ésta podría haberse refugiado a varios metros bajo tierra. En nuestro planeta, por ejemplo, se han llegado a encontrar organismos vivos a varios kilómetros de profundidad. 

Si su idea se demostrara acertada y efectivamente consiguiera algún material genético marciano, Venter intentaría después reconstruir en sus laboratorios organismos vivos de Marte. Eso sí, en un laboratorio de alta seguridad, para evitar que esos organismos queden libres y puedan causar algún daño a los seres vivientes de la Tierra.
Fuente: ABC
 

Categorias

agenda (137) astronomia (375) descubrimientos (209) insolito (126) milagro (51) misterio (193) ovni (248) ovnis (231) sucesos (154) ufo (224) ver para creer (101)
Si queres mi banner cógelo

Una Galaxia Maravillosa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie